UX Writing en empresas IT

UX Writing en empresas IT: aprende a aplicarlo

El uso de un lenguaje directo que tenga en cuenta las necesidades de las personas y empatice es propio de una técnica que llegó para quedarse: el UX Writing.

Si bien su implementación está muy ligada a la creación de productos digitales como aplicaciones o páginas web, no es exclusivo, por lo que esta práctica se ha expandido a diversos sectores e industrias.

¿Te gustaría aprender a aplicar UX Writing en empresas IT y llegar a tus clientes de forma clara, concisa, útil y humana? En este artículo te contamos cómo hacerlo y cuáles son los beneficios de esta especialidad centrada en las personas usuarias.

¿Qué es UX Writing?

El UX Writing es una técnica de escritura que hace foco en las personas que van a utilizar un producto o servicio. Forma parte de las disciplinas de experiencia de usuario y es un eslabón esencial en el diseño UX.

Para entender mejor, al hacer UX writing diseñamos conversaciones para que suenen lo más reales posibles. De esa manera rompemos la brecha entre un lenguaje con tecnicismos (propio de la tecnología) y el que habitualmente utilizamos para comunicarnos y entender de forma más sencilla. 

Para que la escritura UX sea la correcta, es indispensable conocer a la user persona -es decir, a quién utilizará lo que estamos creando-, realizar un análisis de competencia (benchmark) e investigar con técnicas de UX Research.

La importancia del UX Writing dentro de la experiencia de usuario

En las interfaces digitales el texto es muy importante. Su tarea es guiar al usuario para realizar determinada acción. Por ejemplo, si queremos que una persona haga clic en un botón, debemos proporcionarle un UX Writing que brinde:

  • Interés para que realice dicha acción.
  • Información adecuada.
  • Un lenguaje conversacional, sencillo y cercano.

Algo que debemos tener en cuenta a la hora de desarrollar una buena escritura UX es que los copys deben ser cortos. La información debe ser la necesaria y no algo accesorio que desvíe el interés de la persona hacia otro sitio.

El texto es lo que le da vida a los productos digitales y es lo que asegura que la interacción no sea frustrante ni confusa. Al utilizar UX Writing estamos mejorando la comunicación de una aplicación, sitio web, landing page, blog u otro producto, siempre en beneficio de los usuarios. 

Diferencias entre UX writing y copywriting

Si bien UX Writing y copywriting pueden sonar como conceptos similares, la realidad es que se trata de dos técnicas de redacción distintas y con objetivos diferenciados. Estas son algunas de sus diferencias:

Cuadro comparativo de diferencias entre UX writing y copywriting para aplicar un buen copywriting inclusivo

En sí, su principal diferencia radica en que el UX Writing actúa como un texto guía, que orienta a la persona a realizar una acción de manera fácil y trabaja en conjunto con el área de diseño.

Por su parte, el copywriting hace foco en el texto como herramienta persuasiva para vender -un producto o servicio-, con palabras llamativas y orientadas al marketing.

¿Cómo deben ser los contenidos UX?

Los textos centrados en la experiencia de usuario deben cumplir con ciertos objetivos para funcionar de manera correcta. Para ello, los contenidos que formen parte del UX Writing deben ser:

  • Motivantes: Incentivan al usuario a seguir utilizando la plataforma.
  • Disfrutables: Son capaces de entretener, alegrar y generar un vínculo positivo con el usuario. 
  • Usables: Los contenidos deben guiar al usuario a cumplir su objetivo, que lo ayuda a entender la funcionalidad, facilitando su experiencia y eliminando procesos tediosos.
  • Comprensibles: Son simples y entendibles. 
  • Funcionales: Ayudan al usuario a cumplir el objetivo de manera correcta.

Teniendo en cuenta todos estos conceptos, ahora llega el turno de aplicar un buen uso de UX writing a los negocios tecnológicos. 

Cómo aplicar UX writing en empresas IT

La escritura centrada en el usuario puede aplicarse en los negocios tecnológicos y aquí te contamos algunas técnicas para hacerlo:

Utiliza palabras claras, concisas, útiles y humanas

Esta es la premisa básica del UX Writing. Nada de palabras accesorias, mientras más corto, mejor. Piensa en la acción principal que debe hacer la persona y no en la secundaria. 

Investiga los intereses de los usuarios y empatiza

Preocúpate por saber en profundidad quiénes son las personas a las que le estás hablando, qué tipo de lenguaje utilizan, qué necesitan de un producto o servicio. Brinda un valor agregado a través de la empatía, la investigación y el uso de los resultados obtenidos.

Adapta el contenido a tu público

¿Has oído hablar de la regionalización o tropicalización? Se trata de adaptar lo que escribes al lugar al que quieres llegar. Para ello, debes estudiar las palabras que se utilizan en diferentes regiones. Sí, es un trabajo un poco árduo pero da sus frutos. 

Evita los términos técnicos

Para aplicar un buen UX Writing en empresas IT, ten en cuenta que mientras más claro es lo que escribes, mejor será su recepción. Si tienes que utilizar tecnicismos de forma obligatoria, intenta explicarlos de forma simple.

Ten cuidado al utilizar palabras en inglés

Si puedes usar su equivalencia al idioma que estás escribiendo, mucho mejor.

Emplea un lenguaje conversacional

Es decir, escribe como si estuvieras conversando. 

Cuenta cuál es el beneficio real para quien usa un producto

Veamos un ejemplo. Si ofreces consultorías personalizadas en determinada área, enfoca la escritura UX en los beneficios que el servicio puede brindar a las empresas y no en tu trayectoria.

Personaliza

Entrega contenido adaptado y háblale a la persona. Si vas a enviar correos electrónicos (sean manuales o utilizando automatización), puedes personalizarlos con el nombre de la persona y así mostrar cercanía y respeto.

Ten en cuenta la arquitectura y jerarquía de la información

Utiliza el concepto periodístico de la pirámide invertida, en la que un texto informativo siempre comienza con los datos más importantes y responde a las preguntas qué, cuándo, cómo, dónde y por qué. 

Agrupa la información relacionada

En lugar de darle al usuario mucha información, especifica. Utiliza etiquetas concisas y descriptivas para agrupar la información relacionada.   

Facilita el escaneo de contenidos

La frase que dice que “las personas no leen” no es exacta, ya que sí lo hacen pero seleccionando la información que quieren.


El escaneo de contenidos tiene en cuenta los patrones de lectura, es decir, la forma en la que las personas visualizan y leen (que principalmente, es de izquierda a derecha). 


Algunas recomendaciones son: utilizar títulos y subtítulos, presentar el contenido en forma de lista, marcar palabras con negritas o la cursiva para resaltar la información importante y dividir los textos largos en párrafos de no más de 4 líneas.

Marca los links y coloca los contextos

¿Has oído hablar del affordance? En UX Writing es un término muy utilizado y anticipa qué es lo que la persona usuaria verá si sigue un enlace.

Trabaja de forma colaborativa con tu equipo 

Para que los proyectos fluyan de la forma correcta, es indispensable realizar una tarea conjunta con diseñadores, project managers, desarrolladores y más. 

Prueba e itera el contenido

Parte esencial del UX Writing es la iteración. Probar la usabilidad de los textos es tan importante como el diseño. Pide feedbacks para saber cómo se sienten las personas con respecto a tu texto. Puedes hacer pruebas A/B, cloze test, subrayado, etc.

Claro, conciso, útil y humano

Escribir sin tecnicismos debe ser una de las primeras opciones a la hora de comunicar. En rubros en donde las palabras suelen ser un poco más difíciles de entender, debes tener en cuenta el buen uso del UX Writing en empresas IT.

Si quieres llegar al público objetivo de forma directa, entender sus necesidades, puntos de dolor y obtener menos tasa de rebote, prueba con el UX Writing.

¿Te gustaría hacerlo? Escríbenos y comencemos a escribir para las personas usuarias que utilizan los servicios de tu negocio tecnológico.

    (ver Políticas de privacidad)

    Language