Image Alt

Entercomm

PR Para startups

¿Son necesarias las Relaciones Públicas para las Startups?

La comunicación institucional es efectiva para todo tipo de empresa, pues contribuye al posicionamiento de una marca, a la reputación y al relacionamiento de ésta con sus stakeholders. Sin embargo, teniendo en cuenta que son empresas emergentes, ¿serán necesarias las relaciones públicas (RP) para las startups tecnológicas?

Definitivamente sí, sobre todo en su primera fase de vida, ya que las RP son esenciales para dar a conocer una propuesta de servicios y generar confianza en el público. Más aún en estas épocas de pandemia en la que se requiere una buena comunicación para transmitir credibilidad y confianza en la audiencia.

Estrategia comunicacional

Este contexto adverso representa un desafío en términos de comunicación para las startups, pues está poniendo a prueba el modo en que interactúan con todos sus públicos –interno y externo- y sobre todo colocando sobre la mesa el desafío de crecer o “pasar esta ola como se pueda” cuando menos.

Para trabajar las Relaciones Públicas lo primero es asegurarse de que el producto o servicio que se ofrece es bueno. Así de simple. A veces caemos en el error de ‘reventar’ bombos y platillos a emprendimientos que tienen serias deficiencias en sus procesos. Por tanto, ponen en riesgo su reputación, ya que no se encuentran preparadas para darse a conocer, y se posicionarán como malas o decepcionantes ante sus clientes.

En época pre-Covid, las empresas trataban de convencer a los periodistas de las bondades de sus productos o servicios. Sin embargo ahora quedó obsoleto, ya que estos no solo deben ser buenos en sí mismos, sino que deben comunicar la utilidad que ofrecen a sus usuarios y el modo en que les ayudan a solucionar sus problemas o inquietudes a diario.

En este sentido, una estrategia de relaciones públicas para startups ayuda a destacar la marca y a darla a conocer de manera creativa a la prensa, siempre dependiendo del giro del negocio. Una de las alternativas para este fin es organizar un encuentro virtual, que puede ser desayuno, conferencia o after office, además de enviar un kit informativo incluyendo un regalo y una muestra del producto.

Reputación positiva

Una vez que se dio a conocer, la startup debe empezar a construir una reputación positiva. Esta época así lo exige. Es mejor ponerse la camiseta de la solidaridad y la proyección social dejando atrás –temporalmente- el aspecto comercial debido a que las personas en esta época no están dispuestas a que todo el tiempo estén intentando venderles algo

Otra labor que no deben dejar de lado es la educativa. Si quieren seguir en la mira de sus clientes o fans, este tipo de emprendimientos tiene que generar contenido informativo que aporte a sus audiencias sobre todo en materias relacionadas a la emergencia sanitaria. Tanto en la solidaridad como en los temas de salud y prevención es posible hallar un punto de conexión con los usuarios, a la vez que se genera expectativa sobre el modo en que la compañía está enfrentando esta crisis y su posición frente a ella.

Igual de importante es la presencia digital de la empresa, ya sea a través de un sitio web como de redes sociales (siempre eligiendo la más adecuada de acuerdo con el rubro). La idea es crear una estrategia online que represente la marca, sus valores y cultura. Esto también será un apalancamiento para posicionar al CEO de la compañía como un referente en el sector donde viene desarrollando su negocio.

Finalmente, si llevar a cabo una estrategia de RP y posicionamiento online puede resultar agobiante para una startup no solo por desconocimiento sino por falta de tiempo, cabe recordar que siempre es posible recurrir a agencias para atender esta necesidad de comunicación. De este modo, los emprendedores se dedicarán plenamente al foco de su negocio dejando en manos de los especialistas esta apasionante tarea.

Conoce más nuestro trabajo

 

Crédito imagen :Freepik