mapa de contenidos para empresas b2b

Mapa de contenidos para empresas B2B

Si estás planeando una estrategia de marketing digital, contar con un mapa de contenidos puede resultar muy útil. Durante los últimos años el marketing de contenidos no ha dejado de crecer y se ha convertido en uno de los pilares del éxito cuando se busca mejorar la presencia en Internet. Especialmente en las empresas business to business, la clave está en ofrecer información que tu público objetivo considere valiosa.

Como en cualquier ámbito, para que tu plan sea efectivo la organización es fundamental. Es por eso que consideramos que el content mapping puede ayudarte a alcanzar tus metas. En este artículo te contaremos todo lo que necesitas saber para conocer este concepto y ponerlo en práctica. ¿Comenzamos?

¿Qué es un mapa de contenidos?

Un mapa de contenidos, también conocido como content mapping, es una herramienta de marketing digital que tiene como finalidad organizar el material a desarrollar en función de tu público objetivo.

Para que los mensajes lleguen a las personas adecuadas en el momento más indicado, el proceso de planificación de contenidos debe centrarse en las características del Buyer Persona de tu marca. Además, es importante tener presente el ciclo de vida del cliente, ya que el punto es que los usuarios encuentren información relevante en tu sitio web dependiendo de la etapa en la que estén.

En las empresas B2B los procesos de compra suelen ser más extensos y complejos. Es por eso que la elaboración de contenidos cobra más importancia y requiere una mayor dedicación. 

¿Para qué sirve un mapa de contenidos?

Utilizar un mapa de contenidos sirve para revisar que el material que estás creando para difundir en las plataformas digitales de tu empresa sea bien recibido por tu público objetivo.

Otros beneficios de implementar esta herramienta son:

  • Identificar errores y aciertos en tu estrategia de marketing a partir de realizar una auditoría de tus contenidos.
  • Conocer mejor a tus clientes potenciales: para hacer un mapa de contenidos es necesario construir (o actualizar en caso de que ya lo tengas) el Buyer Persona de tu marca. Esto te permitirá estar al tanto de las preferencias de tu público objetivo. 
  • Aportar valor a tu audiencia con información de su interés. 
  • Distribuir tus contenidos mediante herramientas de automatización del marketing. 
  • Nutrir y guiar a los clientes durante su recorrido por el funnel de ventas. 

Cómo crear un mapa de contenidos B2B

como crear un mapa de contenidos b2b

1. Asegúrate de tener un Buyer Persona

Si ya tienes armado el Buyer Persona de tu marca, puedes empezar tu mapa de contenidos por el segundo paso. Pero si aún no lo has desarrollado, te daremos algunas pautas para que puedas elaborarlo.

El objetivo es crear el perfil de tu cliente ideal para considerar sus intereses al momento de desplegar tu estrategia de marketing. Para lograrlo, debes recolectar la siguiente información:

  • Datos demográficos de tu público objetivo.
  • Información sobre su trabajo y nivel de estudio.
  • Hábitos o patrones de consumo: cuándo compra, dónde lo hace, de qué manera (en una tienda física o e-commerce), cuánto tiempo suele tardar en tomar la decisión de compra, etc. 
  • Cuáles son sus fuentes de información.
  • Qué hobbies tiene.
  • Sus retos en la vida diaria: obstáculos, miedos, influencias.
  • Valores y metas: estilo de vida, creencias, personalidad.

Puedes agregar otros datos que aporten información relevante para construir este perfil, pero recuerda que lo importante es comprender las lógicas de consumo de tus clientes. 

2. Conoce el Customer Journey

El segundo paso para crear un mapa de contenidos es conocer el Customer Journey o Buyer’s Journey, es decir el proceso de compra de tu público objetivo. Saber cuál es el recorrido que atraviesa desde el momento en el que le surge una necesidad hasta que realiza una conversión para resolverla, es vital para determinar qué contenidos ofrecerle.

Para ello, debes analizar las tres etapas principales del ciclo de compra:

  • Awareness (reconocimiento): el usuario descubre que tiene una necesidad y para resolver realiza una búsqueda relacionada con su problemática. En esta primera fase su intención es obtener información para instruirse sobre el tema.
  • Consideration (consideración): hace una investigación para evaluar entre las distintas alternativas que encuentra para satisfacer su necesidad.
  • Decision (decisión): finalmente escoge una de las opciones y busca la mejor oferta para realizar la compra.

La suma de estos dos elementos -Buyer Persona y Customer Journey- permite crear un punto de partida para generar material de difusión que llegue a las personas indicadas.

3. Vuelca la información en una plantilla

Una vez que hayas reunido todos los datos necesarios para crear tu mapa de contenidos, organízalos en un único documento para tener toda la información condensada en un sólo lugar. 

Para hacer este paso más sencillo, puedes crear una plantilla que contemple todas las fases del Customer Journey y utilizarla las veces que necesites. En cada etapa coloca las ideas de temas y formatos que consideres más conveniente teniendo en cuenta las características de tu cliente ideal y la diferentes etapas del proceso de compra.

De esta forma tendrás definido qué tipo de contenido crear y enviar según la fase en la que se encuentren los consumidores. 

Sugerencias para crear tu mapa de contenidos B2B

En un principio pensar qué información desarrollar según la etapa del ciclo de compra en la que se encuentran los usuarios puede ser una tarea complicada. Es por eso que a continuación brindaremos algunas sugerencias de contenido teniendo en cuenta cada fase del Customer Journey.

Etapa 1: reconocimiento 

Lo ideal en esta fase donde el consumidor está en un momento de exploración, es despertar su curiosidad con contenido informativo. 

Puedes crear infografías que detallen los beneficios que ofrece tu producto y tutoriales con instrucciones sobre su uso o cómo comprar. Demuestra lo sencillo que es el proceso y todas las ventajas que obtendrá al hacer la conversión.

Etapa 2: consideración

Durante esta segunda fase es importante desarrollar material didáctico que promueva el aprendizaje de tu Buyer Persona. 

Para lograrlo, puedes apoyarte en formatos como: plantillas, ebooks y guías con temáticas relacionadas a tu marca. Lo importante es nutrir de información de calidad a los clientes potenciales para que tu producto tenga más peso que el de la competencia cuando llegue el momento de tomar la decisión de compra.

Etapa 3: decisión

Cuando los consumidores llegan a la tercera etapa es el momento de reforzar el vínculo con contenidos que aumenten su confianza y se decidan por tu marca.

Los contenidos más recomendables para acercarlos a tomar la decisión de comprar son las pruebas gratuitas y beneficios como descuentos por tiempo limitado. El valor aquí es que los clientes potenciales puedan probar el servicio o producto para garantizar que satisface sus necesidades.

En síntesis, crear un mapa de contenidos B2B es una tarea que requiere focalizar la atención en comprender a tus potenciales clientes. Con el tiempo verás que interiorizarte en sus patrones de consumo y necesidades es clave para que la difusión de tus productos llegue a las personas correctas.

Language